La importancia de realizarse chequeos médicos preventivos

Es importante que las personas, al menos una vez al mes, se realicen varios chequeos preventivos, especialmente los adecuados a su edad e historial médico familiar; esto se debe a que existen varias enfermedades que son silenciosas, es decir, que no manifiestan molestias durante sus comienzos e incluso estando en etapas avanzadas.

Las personas deben tomar esto en cuenta para hacer sus chequeos médicos preventivos una vez al año, especialmente a partir de los 18 años, ya que el diagnóstico temprano de una patología permite atacarla a tiempo e incluso promover estilos de vidas saludables y como resultados comienza a disminuir la mortalidad en enfermedades frecuentes.

Cada cuanto se aconseja realizar un chequeo medico

Los médicos recomiendan hacerlos una vez al año, aunque la regularidad siempre  dependerá de la edad y los factores de riesgos que tenga el paciente, aunque existe exámenes que deben hacer anualmente como la mamografía en mujeres de 40 años y el antígeno prostático en hombres de más de 45.

Es importante que las personas conozcan que la medicina preventiva no se encuentra enfocada a enfermos crónicos, ya que ellos debes ser controlados por los especialistas adecuados según su patología.

Los chequeos se encuentran dirigidos a personas sanas o que tienen factores de riesgos como antecedentes familiares con problemas cardiovasculares, cáncer, diabetes, entre otras patologías que suelen ser hereditarias.

También deben realizarse chequeos las personas que tienen un estilo de vida que pueden aumentar los riesgos de sufrir una enfermedad como tabaquismo, sedentarismo, mala alimentación, entre otros factores.

A que medico debo acudir

Antes que nada debes saber que si eres una persona “sana” no es necesario que acudas a un especialista por cada área, ya que existen médicos internistas, con ellos puedes realizarte el chequeo preventivo anualmente, en caso que se diagnostique alguna patología remitirá al paciente con el médico adecuado para tratarla.

Recuerda que los exámenes que te mandaran a realizar dependerá de la edad, pero por lo general este chequeo incluye un hemograma, VHS, glicemia en ayuna, función renal, ácido úrico, pruebas hepáticas, perfil lipídico, examen de orina, rayos X de tórax y electrocardiograma.

De esta manera el especialista puede conocer cómo se encuentra nuestro organismo y si existe alguna alteración, inmediatamente nos colocara un tratamiento o nos remitirá a un especialista del área a la que pertenece nuestra patología.

Actualmente existen muchas personas que no le gustan ir al médico, pero es importante que conozcan que si se detecta a tiempo una patología puede comenzar el tratamiento que permitirá que salve su salud, al mismo tiempo que mejorará su estilo de vida.


Leave a Reply